Mousse de mango con cubierta de frutos rojos.

Mousse de mango con cubierta de  frutos rojos.

 

El mango es una fruta rica en propiedades, contiene principalmente vitamina A y C, que lo convierte en una fuente maravillosa de antioxidantes. Es originaria de la India donde la consumen hace más de 4.000 años y se ha extendido por toda América tropical y sub tropical. Esta receta te va a encantar y además con la combinación de frutos rojos le da un colorido especial. Se prepara básicamente igual que la mousse de maracuyá, lo que varía es que le vamos a agregar trocitos de mango en la mezcla.

 

 

 

Ingredientes:

 

1 y 1/2 tazas de zumo de mango sin azúcar, preferiblemente concentrado de mango.

2 sobres de gelatina neutra en polvo.

1/4 taza de agua.

1 2/3 taza de nata para montar(crema de leche para batir)

5 claras de huevo.

1 y 1/2 tazas de azúcar ( si prefieres que quede menos dulce, le pones una taza de azúcar nada más)

1/2 taza de leche condensada.

Medio mango grande cortado en trocitos o según tu gusto.

 

Para la cobertura puedes hacerla o de frutos rojos o de mango más concentrado:

 

1 taza de zumo de frutos rojos o de la fruta que prefieras.

1 sobre de gelatina neutra en polvo.

Le puedes agregar trocitos de frutos rojos como frambuesas, fresas, moras, etc.

 

Preparación:

 

Mezcla el jugo de mango y el azúcar en una olla a fuego lento por un rato hasta que el azúcar se disuelva, retira del fuego.

Pon en 1/4 de taza de agua la gelatina neutra y deja ablandar durante unos 5 minutos, luego pon a hervir la gelatina y cuando esté hirviendo removiendo todo el tiempo para que no se pegue, échale la mezcla de jugo de mango y déjalo hervir durante unos dos minutos. Retira del fuego y déjalo enfriar. Una vez frío, agrégale la leche condensada y revuelve. Bate la nata para montar en un recipiente frío y las varillas las metes en el congelador previamente para que estén frías, también puedes poner donde vas a montar la nata en otro recipiente más grande abajo para asegurarte que la nata va a montar.

Une la nata montada con la mezcla de mango con una cuchara de palo o espátula con movimientos envolvente y con mucho cuidado.

Bate las claras a punto de nieve y una vez listas, añádelas a la mezcla anterior, igual con movimientos envolventes.

Si tienes un molde para desmoldar o si prefieres una fuente redonda baja lo puedes poner y así no tienes que desmoldar. Lo metes en la nevera unas 6-8 horas para que cuaje.

 

Para la cobertura:

 

Pon a fuego lento el zumo de frutos rojos o de mango a hervir un rato y cuando se haya reducido un poco le echas la gelatina y lo dejas hervir unos 3 o 4 minutos más, si le vas a agregar trocitos de frutas, espera que se enfríe y las echas. Una vez que haya enfriado lo viertes sobre la mousse de mango que ya debe haber cuajado completamente. Lo dejas en la nevera unas 2 horas más y listo.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s